Contáctenos  


home :: Notas :: CÁNCER DE MAMAS | Medicina personalizada: tests farmacogenéticos

CÁNCER DE MAMAS | Medicina personalizada: tests farmacogenéticos
Buenos Aires, Jueves, 23 octubre a las 14:15:07

Durante los últimos 10 años ha habido un gran desarrollo de drogas destinadas al tratamiento específico del cáncer. El requerimiento para el uso de las mismas es la utilización de un test fármacogenético.

 



La instalación de la medicina personalizada implicará drogas más efectivas con menos efectos adversos, el sistema de salud les podrá ofrecer drogas mejor seleccionadas, con menos errores de prescripción y menor costo por la menor incidencia de efectos adversos indeseables. La medicina personalizada llegó para quedarse y los investigadores analizan todos sus beneficios. Dicen que también brindará un mayor conocimiento acerca de los mecanismos involucrados en el origen, la progresión y las diferentes respuestas terapéuticas de cada enfermedad. La medicina personalizada no es sorpresiva para las compañías dedicadas a la investigación en cáncer.

Desde el descubrimiento del receptor de Estrógenos en 1960 y el advenimiento del Tamoxifeno en 1970, se inició un camino hacia la personalización terapéutica del cáncer de mama.
Múltiples ensayos clínicos mostraron que una alta proporción de pacientes con receptores estrogénicos positivos respondieron al tratamiento con tamoxifeno. En 1990, una nueva droga dirigida al tratamiento racional y etiológico del cáncer de mama fue descubierta: Trastuzumab (Herceptin, Genentech, CA).Este anticuerpo monoclonal está especialmente dirigido a aquellas pacientes que presentan sobreexpresión del Receptor del Factor Humano de Crecimiento Epidérmico (HER-2).

“La Herceptina ha mostrado ser muy efectiva como tratamiento adyuvante. La sobrevida con cualquier combinación de quimioterapia se ve mejorada con el Herceptin. Estudios de Fase III en mujeres con HER-2 amplificado y tratamiento con Herceptina y quimioterapia, han mostrado una reducción de recurrencia de hasta un 50 %.El test que determina la sobreexpresión de HER-2 neu es una prueba fármacogenético. La amplificación de HER-2 es un biomarcador de carácter predictivo y pronóstico. Para la mayoría de las drogas como el tamoxifeno y el trastuzumab, el test farmacogenético no sólo sirve para seleccionar que pacientes se beneficiarán con el tratamiento sino también para predecir toxicidad. Muchas drogas anticancerosas tienen severos efectos adversos y muchos de ellos se deben a las diferentes capacidades de metabolizar de los pacientes. Las tecnologías basadas en slides, inmunohistoquímica, FISH, Cromogenic In Situ Hibridization, han abierto el camino para los tests fármacogenéticos. Pero no todos los tratamientos pueden personalizarse”, sostiene la Dra. Claudia Perandones, a cargo del departamento de genética de Halitus Instituto Médico.
La progresión de las publicaciones indica que la infectología, la oncología y la medicina cardiovascular serán las áreas más impactadas por la personalización. Y se reducirá el número de pacientes no respondedores en los clinical trials, se reducirá la variablidad de las respuestas terapéuticas y se reducirá la magnitud de clinical trials.

Cáncer de mamas: El estudio de Halitus

“Nosotros desarrollamos un test de marcadores, avalados por la Sociedad Americana de Oncología Clínica, que tiene dos valores fundamentales. Un valor predictivo, porque permite conocer la posibilidad de respuesta de un paciente a una determinada terapéutica. Y un valor pronóstico porque es posible conocer si la evolución de ese tumor será de mayor gravedad, si tendrá más probabilidades de metástasis, etc. De esta manera pueden reducirse los efectos adversos indeseables para el paciente, el riesgo de muerte y el importante costo social invertido en una medicación a la que ese paciente no responderá. Deben desarrollarse entonces, estrategias de medicina más personalizada”, explica la Dra. Perandones. Y continúa “Este test permite discriminar un 20 al 30% de los casos de cáncer de mama que presentarán una alteración genética que empeorará el pronóstico y, una vez detectados, permitirá elegir una terapéutica más personalizada y a la vez reducir los efectos adversos”.

Antecedente

Halitus posee antecedentes en la realización de este tipo de trabajos y recientemente ha publicado “Estudio multicéntrico de validación de la metilación del marcador PITX2 como marcador predictivo de riesgo en pacientes tratadas con tamoxifeno, con ganglio negativo, utilizando muestras de cáncer de mama incluídas en parafina” en el Journal of Clinical Oncology, una revista de alto impacto a nivel internacional. En el mismo se describe por primera vez un marcador genético que permite predecir qué paciente presentarán una peor evolución de su enfermedad ya sea con mayor invasividad o mayor probabilidad de recurrencia.

 

Fuente: Sentirypensar.com.ar



 
Versión Imprimible  Versión Imprimible